Los textos se abren completos sin cambiar de página, clickeando "Leer completo"

15 de agosto de 2010

EL FOLLETÍN BLOGUERO: cuidado con la sonrisa de don Reymundo Roberts.

Viene del post anterior.

2ªParte) El elefante se ocupa del mosquito



Algo similar a lo que nos pasó en esa Asamblea, ocurre ahora con la nota de Reymundo Roberts desde La Nación. Un diario tan importante, mucho más que Clarín, porque viene de mucho más atrás. A través de un miembro de su directorio como es Roberts, nos pregunta ¿quién nos paga? y dice con sorna que quisiera ser bloguero K.

Me parece un panorama peligroso. Peligroso para nosotros, los blogueros. Porque ellos tienen muchos medios, mucho dinero, mucho poder, y nosotros nada. Nosotros andamos por ahí con la piel descubierta y sin amparo de ninguna naturaleza. Ni abogado, ni mutual, ni protección de ninguna especie.

Es peligroso porque da por sentado una mentira que no intentará siquiera confrontar. Está afirmando cómo son las cosas. Está afirmando cómo considera las cosas. Sin dejar lugar a dudas.

Está afirmando, y a la vez malinformando, que existe un "nosotros", entre los blogueros algo colegiado, algo articulado, algo organizado. Por eso dice que "nos" pagan. Y me preocupa la respuesta de los blogueros que van a comer del anzuelo del pescador.

El periodista supone que a los blogueros que llama "K", o sea los que defendemos al gobierno, nos pagan. Yo puedo decir que a mí no me pagan. Como no hemos formado ningún colectivo, supongo que a los otros tampoco. Y la verdad tal vez a alguien en particular le paguen, o le hagan favores, yo no lo puedo saber, nadie lo puede saber más que ellos. A mí por lo menos, no.

Ahora, no sé por qué debería estar dando explicaciones sobre este asunto. Porque no se entiende qué quiere decir con que nos pagan. ¿Quiere decir que nadie puede apoyar al gobierno sinceramente si no está pagado? Eso es problema del que lo piensa, y es un problema en serio, que lo hace equivocarse en valorar la naturaleza de aquello que está enfrentando. Pero supongo que es una estrategia bien pensada la de desvalorizar los apoyos al gobierno, sin ningún ánimo de revalorizarlos. ¿Para qué discutir?

Yo no voy a discutir con Reymundo Roberts, sólo decir que tomo sus palabras como una amenaza a mi libertad de expresión. Porque a RR le pagan para decir lo que dice y me acusa a mí de que a mí me pagan después de que es él el que cobra. ¿Cómo alguien acusa a otro de lo que él mismo hace?

Reymundo Roberts está midiéndose con nosotros, haciendo gala de las plumas de pavo real. Quiero decir eso sí, que entendí la amenaza, tiene el mismo tono que los que echan de las plazas a los que vienen a discutir. Los echan con el mismo argumento: te pagan. Reymundo Roberts y aquél mafioso del PO que me echó de la plaza, son iguales.

Nos está echando de la plaza de la discusión. Nos quiere empujar con su sonrisa. Y lo hace desde el diario más antiguo de la Argentina en supervivencia. Lo hace amparado en ese diario, en ese status de superioridad social que le otorga escribir en La Nación. Lo hace alardeando poder. Por eso es peligroso. Porque nosotros no tenemos ningún poder, ni poder que nos ampare.

Se ve como un despropósito la dedicación insólita a unos pocos ciudadanos que ponen en circulación su pensamiento desde los blogs. Nada puede molestarle al ancestral diario nuestra existencia. Para nosotros podría hasta significar un motivo de sobrevaloración en nuestro trabajo en los blogs. Pero no debe nublarnos el entendimiento que desde La Nación se estén ocupando de nosotros. Nos están amenazando desde el poder económico. Porque teniendo el poder que tienen, dedicarse a personas indefensas en sorna, que escriben en sus blogs, es de temer.

Reymundo Roberts y La Nación son de temer. Nosotros no. Nosotros no podemos hacer temer a nadie. Hay que ser muy cobarde para ser un elefante y reirse del mosquito.

Leer completo...

EL FOLLETÍN BLOGUERO: cuidado con don Reymundo Roberts.

Como acostumbro a escribir medio largo, voy a empezar a escribir en forma de folletín. Por si no lo sabías, era la forma que tuvieron muchos grandes autores literarios, de publicar sus novelas en los diarios, que iban saliendo "por entregas". Así por ejemplo, fue publicando Emilio Zola sus novelas. Bueno, empiezo yo acá, para explorar esta herramienta del blog, y hacer innovacionaes.

Parte 1) EN LA ASAMBLEA DE LA PLAZA CÓRDOBA


Vos te acordás, estábamos todos alterados, salidos de la vaina. El PO había encontrado la forma de "hacerse" con ese público sacado a la calle por el caballero don quijote De La Ruina y su compañero Sancho Panza Cavallo. Fue cosa del Partido Obrero y su conocimiento de esos negocios, plantar una bandera en un lugar determinado donde se pudiera juntar gente, con la leyenda "Acá funciona la Asamblea Barrial XXXX, se reune los sábados de 14 a 18." Y así nacieron "espontáneamente" las llamadas Asambleas Populares de los barrios.

Habíamos ido con mi marido Bob Row, que tiene la desgracia de no poder pasar desapercibido por varias cosas: es muy alto, grita con voz chillona cuando se enoja, tiene un cacho de cultura. Por estas tres cosas nos echaron de la Plaza. Te cuento:

En una reunión de gente siempre alguien tiene la manija. En este caso el PO se hacía el desapercibido. Solamente había a la vista una herramienta colonizadora que despertaba sospecha: un megáfono. El que tenía el megáfono era el dueño de la Asamblea.

Resulta que los democráticos elementos del PO disfrazados de vecinos comunes, estaban sometiendo a votación una cosa por el sí o por el no, que resultaba por el no, y ellos querían que fuera por el sí. Por dos veces, los que tenían el micrófono dijeron que volverían a someterlo a la votación, dado que la propuesta "no se había entendido" e iban a proponerla de vuelta. Ahí se "sacó" mi marido y empezó a proferir sus críticas en tono alto, desde su apercibible metro noventa, con frases de denso contenido y expresión clara.

Hete aquí que un referente de esa agrupación, que al abrir el acto había sido presentado como un "luchador histórico", se me pone a la par con una gran sonrisa tipo Gardel. Era alguien de la edad de Altamira, muy parecido. Roberto se había acercado ya al portador del megáfono con el que discutía a los gritos. Yo me había quedado a varios metros de la escena. El tipo me empieza a sacar charla preguntando de dónde éramos y cómo habíamos llegado hasta allá. Le dije que éramos vecinos. Al instante y con la misma sonrisa gardeliana empezó a decir que nos pagaban los servicios. Que cuánto nos pagaban. Empecé a sentirlo como una amenaza, y a tenerle un poco de miedo. El tipo estaba planteando los términos de ser nosotros agentes "de los servicios" y no dejaba hablar ni me quería escuchar. Sólo mantenía esa gran sonrisa mientras la voz aguardentosa taponaba la mía. Fui a buscar a Roberto y me lo llevé a casa medio empujándolo para que abandonara esa lucha estéril.
Sigue...

Leer completo...

Pino Solanas, su política buitre y la resolución de Ballesteros

EN QUÉ CONSISTE LA POLÍTICA "BUITRE" DE SOLANAS 9/01/2010
Buitre, porque para conseguir el poder se alía estratégicamente con la derecha como un comensal, y la alienta al proceso de destruir al Gobierno creyendo poder así alzarse con el poder al fin de la destrucción, porque confía en que su discurso más verborrágico e incendiario que el de la misma derecha, va a poder eclipsarlo y finalmente va a poder liderar el último tramo de la destrucción y alzarse con el poder.
Leer el post..
RESUELVO: 1) SOBRESEER DEFINITIVAMENTE en la presente causa N° 14467(expte 7723/98) en la que no existen procesados (art. 434 inc. 2° del Código de Procedimientos en Materia Penal) 2) REMITIR copia de la presente resolución (mediante disco) y poner las actuaciones a disposición de las HONORABLES CAMARAS DE SENADORES Y DIPUTADOS DEL CONGRESO DE LA NACION para su consulta o extracción de copias de las piezas procesales que se indiquen a los efectos que estimen conducentes. TEXTO DEL FALLO Leer comentarios

Cuentos de vida

12/02/2008 EL HOMBRE DEL PODRIDO TORNILLO(cuento)
Voy caminando sin mucho apuro para abrir mi óptica. Desde lejos veo que alguien que no conozco está frente a la puerta. El hombre consulta el reloj en su muñeca. Cruza los brazos sobre el pecho. Levanta la cabeza hacia el cielo. Baja luego la cabeza y mira sus zapatos. Descruza los brazos y mete las manos en los bolsillos. Termina la secuencia espasmódica descansando su esqueleto sobre un auto estacionado, mirando la puerta cerrada de la óptica. Vuelve a mirar el reloj. Sigue...
22/02/2010 - UN ÁNGEL EN COLECTIVO (relato)
Yo estaba tan embarazada, que había pasado la fecha de parto y mi familia me cargaba con la siguiente pregunta ¿y cuándo vas a parir? Y yo me reía, esperando que la naturaleza se ocupara en cualquier momento de que llegara mi bebé.
Lady D también estaba embarazada de su primer hijo. El papá de mi hijo decía que nuestro bebé tenía mejor ajuar que el hijo del Príncipe Carlos. Eran épocas de todo importado, y yo, eufórica por mi maternidad, había comprado el mejor cochecito de Harrod's y las ropas y utensilios para bebé, de lo más hermosos que encontré. Leer completo...
06/03/2008 - LOS GLADIOLEROS (cuento)
En el baño empezó a gotear la ducha. Hace de esto cinco años. Llamé a uno de esos brujos de la humanidad que atesoran saberes aquilatados y añejados en paneles de roble, uno de esos que miramos las mujeres agachando la cabeza, reconociendo nuestra inferioridad por efecto de la prueba contundente.
El plomero, que aparece con su bonete inmenso sobre el cual tiene una estrella, trae consigo herramientas que como la varita mágica, sólo obedecen a su secreto conjuro. La casa es un poco vieja, me dijo al irse, la próxima vez no le va a poder cambiar el cuerito a la canilla, va a tener que cambiar los caños. La sentencia estaba echada.
Cinco años después, es decir, ahora, se volvió a romper el cuerito y volvió a gotear la ducha. Leer más...
9/10/2008 - LOS JUDÍOS Y LOS REYES MAGOS (cuento)
Era la mañana del 6 de enero de 1954. Verano. En ese año yo iría al colegio por primera vez. Era la hija mayor de un matrimonio de judíos polacos inmigrantes. Teníamos un local de comercio seguido de vivienda, como había entonces. En el local, estaba mi papá. En la cocina de la vivienda, estaba mi mamá haciéndome el desayuno. Mis dos hermanitos, de 3 y 4 años, estaban aún en las cunas. Yo desayuné, y como hacía todos los días, salí a la calle a jugar con mis amiguitas. Serían las 10 de la mañana. Salgo a la calle y lo primero que veo es que todas mis amiguitas están juntas, y tienen algún juguete en la mano. Me extrañó muchísimo.
La Susi, mi mejor amiguita, tenía una enorme muñeca de trapo que yo no conocía, y la abrazaba y la ponía en el suelo a caminar, y la muñeca blanduzca se bamboleaba sacudiendo las trenzas rubias de hilos de lana de tejer.Leer Más...
16/09/2008 - MI LIBRO DE LECTURA DEL 55 (cuento)
El 16 de septiembre de 1955 yo tenía siete años, y estaba en "primero superior" (hoy segundo grado) de la escuela primaria.
La Revolución Libertadora trajo un cambio a la Escuela. Desaparecieron los carteles que cubrían las paredes en su parte superior tocando el techo de mi aula. De letras inmensas, decían "Segundo Plan Quinquenal-Perón cumple-Evita dignifica". La palabra "quinquenal" me encandilaba con sus sonidos juguetones, y no entendía bien qué quería decir "dignifica".
La presencia de Perón y Evita se trocó por paredes ascépticas, vacías, que me impresionaron cuando volví a la Escuela, después de unos días de asueto. El retrato de San Martín lucía ahora solitario y único símbolo del aula, como frío testimonio en blanco y negro de una historia lejana, sin la companía de aquellos carteles de colores alegres, de fondo amarillo y letras rojas, que representaban cosas del presente. Leer más...
13/11/2008 - GUEFILTE FISH (cuento)
Como yo soy la intelectual de la familia, mi cuñada Rivke me tiene envidia. ¿Qué creías? Te voy a contar lo que pasó. Era Rosh Hashaná y mamá invitó a hacer fiesta en su casa. Yo no le dije que no, ¿qué, acaso quiero cocinar para diez personas? Si a ella le gusta, que lo haga ella. El día que no esté mamá, va a ser otra cosa. Ahí voy a tener que cocinar yo, porque no voy a esperar que mi cuñada aprenda a cocinar, ni voy a comer esas porquerías que hace que no tienen gusto a nada.
Bueno, te estaba diciendo. Resulta que me puse a leer la historia del guefilte fish, en un libro antiguo de cultura idish. Vos sabés que a mí me gustan los libros, no voy a dejar de leer libros sólo para que mi cuñada no se sienta mal. Entonces leí que el guefilte fish estaba formado por tres distintas clases de pescado por una razón. Yo siempre me pregunté cuál serìa la razón de que fuera necesario hacerlo de distintos pescados. Leer más...
24/12/2008 - UN CUENTO DE NAVIDAD (cuento)
A pesar de ser judía, celebré Navidad mientras duró el matrimonio con el padre de mi hijo, que murió en el año 1994. Era gallego, socialista y agnóstico, pero le encantaba la Navidad, una costumbre que su madre engalanaba con una enorme Empanada a la Gallega que quedó en la memoria de sus cinco hijos. La Empanada a la Gallega de Doña Encarnación, a quien no tuve el gusto de conocer porque llegué tarde a la vida de esa familia, se repetía cada Navidad, con el consiguiente comentario obligado, “nada que ver con la que hacía la vieja”.

Mi nene era muy chiquito, recién ese año se había dado cuenta del personaje de Papá Noel. Su papá se disfrazaba y hacía las delicias de todos los chicos. Le habíamos dicho que iba a venir Papá Noel, con una bolsa de regalos. Leer más...
04/05/2008 - BUNGE ME SALVÓ LA VIDA (relato)
Bunge me salvó la vida con el mismo extraño mecanismo con el que mi hermanito descubrió la palmeta. Primero cuento la historia de mi hermanito. Después retomo con Bunge.
Capítulo 1. El extraño caso de mi hermanito y la palmeta
Un día apareció Raid.
Un aviso novedoso decía por televisión: ¡con la palmeta NO! ¡Llegó Raid! y aparecía en un dibujo animado, una palmeta estrellando insectos en la pared enchastrada de moscas aplastadas, y luego una señorita disparando el Raid por el ambiente. Mi hermanito y yo estábamos mirando televisión, y ambos nos asombramos. Leer más...